Las Conductas Agresivas

Comportamientos agresivos

La agresión, ya sea verbal, física o instrumental es una conducta dirigida a hacer daño a un objeto, animal o cosa o incluso a uno mismo.

Los comportamientos agresivos forman parte de la naturaleza humana y son contenidos por motivos morales y una necesidad social. De hecho, existen determinadas conductas agresivas que son socialmente aceptadas, como la caza, por ejemplo. La agresividad por tanto, debe ser regulada para evitar el daño al resto de personas.

La agresividad puede ser defensiva o predatoria, orientada a dominar, controlar o poseer bienes del otro. Algunos individuos tienen una alta agresividad y no por eso son enfermos. Puede ser un problema de conducta disruptiva social y se afrontan desde el grupo social o familiar.

La agresividad se considera enfermiza cuando procede de un trastorno emocional o cognitivo de base. Son individuos con una agresividad impulsiva sin que el sujeto tenga ningún control sobre ellas.

Los sujetos que padecen Trastornos Límite de la Personalidad (TLP) sufren trastornos emocionales que no manifiestan abiertamente. Se enfrentan al mundo con miedo al rechazo y con un sentimiento negativo de si mismo. Son frecuentes las autolesiones pero también se dan agresión verbal y física hacia los familiares. Tras este comportamiento suele haber arrepentimiento.

Una deficiencia de la imagen e identidad lleva a una hipersensibilidad a las señales de rechazo. En respuesta a esos estímulos frustrantes pueden llevar a la autoagresión o a la agresión externa.

Otro factor que influye en las conductas agresivas es la impulsividad. La tendencia a tener una actuación rápida sin reflexión. En el caso del TLP la impulsividad parece estar producida por una baja activación de las áreas cerebrales prefrontales que modulan los estímulos que llegan de las áreas emocionales de celebro y programan las conductas en respuesta a los mismos.

Las conductas agresivas de tipo antisocial o psicopática no van seguidas de un arrepentimiento. Son personas con una alta consideración de si mismos y no están dispuestos a dejarse menospreciar.

En otros casos como en el trastorno histriónico de la personalidad, el egocentrismo agresivo se produce sólo con las personas más cercanas y familiares, de las que con frecuencia dependen emocionalmente e instrumentalmente.

 

¿Conoces nuestro servicio de Vídeo Consulta?

Vídeo Consulta

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies